Cómo ayudar a tu perro con los fuegos artificiales

Como ayudar a tu perro con los fuegos artificiales

Al llegar las fiestas decembrinas también llega la pirotecnia y por supuesto el temor de nuestras mascotas puede llegar a niveles sorprendentes, por lo que siempre surge la pregunta ¿Cómo ayudar a tu perro con los fuegos artificiales?

¿Por qué se asustan los perros con los fuegos artificiales?

En principio tiene que ver con el instinto y la respuesta natural de protegerse de rayos y truenos, que los hace buscar un sitio seguro donde guarecerse hasta que pase el peligro. Muchos perros buscan sitios oscuros como debajo de la cama o una mesa para esconderse, otros pueden salir corriendo con la intención de escapar del peligro. También hay que recordar que los perros tienen una audición superior a la humana y los ruidos altos les hacen daño.

No todos los perros reaccionan igual a la situación, siempre habrá unos más calmados ante los ruidos y otros más sensibles, ya sea por malas experiencias o es su naturaleza.

Consejos para ayudar a tu perro con los fuegos

artificiales

Aunque hay perros que toleran mejor los fuegos artificiales que otros, siempre es buenos tener unos consejos a mano y estar pendiente de la situación. Esperamos que estas recomendaciones puedan ayudar a tu perro con los fuegos artificiales, disminuyendo la dosis de ansiedad y angustia.

  • Cuando empiecen los fuegos artificiales mantén a tu mascota en un lugar tranquilo y protegido. Es conveniente dejarle su juguete favorito o algo para morder, además de agua.
  • Un perro solo y aterrorizado por la pirotecnia puede saltar cercas o salir corriendo por una puerta abierta y perderse. Es importante colocarle una placa de identificación con el teléfono de la casa para que pueda ser reconocido, también debería tener un chip.
  • Los perros pueden llegar a ser destructivos cuando están asustados por los fuegos artificiales, pueden llegar a quitarse la correa y pueden morder. No dejes a tu mascota desatendida si es posible.
  • Cuando la mascota se ponga nerviosa por el ruido de los fuegos artificiales, no la acaricies para tranquilizarla, ni uses arrumacos o palabras del tipo “mi bebe”, “ya mi cariñito”, etc., aunque te parezca extraño, con esas expresiones no la estás calmando, estás reforzando su miedo. Mantén la calma y actúa con normalidad, transmítele que la situación es normal, que ni ella ni tu están en riesgo. En lo que se calme la premias con alguna golosina. Si mantienes la calma, tu perro entenderá que los fuegos artificiales no son una amenaza para su integridad y responderá a tu ejemplo.
  • El mismo día de las fiestas de Navidad y Año Nuevo, que es cuando más fuegos artificiales se utilizan, realiza muchas actividades físicas con tu perro, sal a correr, juega. Se cansará y aunque esté asustado por la pirotecnia nocturna, también estará cansado y dormirá mejor.
  • Existen en el mercado diferentes medicinas que te pueden ayudar a tranquilizar a tu mascota, aliviándole la ansiedad, pero nunca le des nada sin consultar con tu médico veterinario sobre cuál es la que te conviene. No lo auto mediques.
  • A largo plazo se puede entrenar al perro para que no sienta miedo ante los ruidos fuertes, mejor si puedes hacerlo desde cachorro. Básicamente se expone al perro de forma gradual, progresiva y en un entorno seguro, a los ruidos fuertes. Con la repetición, el perro se irá acostumbrando a los ruidos y dejará de tener miedo. Es importante hacer que el perro se sienta seguro durante los ejercicios, o no se logrará el resultado buscado.
  • También puedes considerar la opción de consultar a un entrenador que te aconseje y te ayude a tu perro con los fuegos artificiales.

Si después de tomar todas las previsiones, aun así, el perro te rompe tú jarrón preferido o destroza la puerta del baño en un ataque de pánico, no lo regañes. Recuerda que está actuando por instinto, no por maldad y éste les dice que deben huir ante el peligro. Tampoco le brindes cariñitos y le digas que todo va a estar bien, la mascota lo que entenderá es que está bien asustarse. Recoge el desastre, muéstrate tranquilo y relajado, así le demostrarás mejor a tu mascota que todo estará bien.

El Chaleco Anti Ansiedad

Existe un accesorio que ha tenido éxito para ayudar a los perros con los fuegos artificiales, es el Chaleco Anti Ansiedad pues le da a la mascota una sensación de seguridad. Puede conseguirse en tiendas en línea, pero si no tienes los medios para adquirirlo se puede improvisar de dos formas. Una de ellas es con una franela de perro de una talla más pequeña que le quede ajustada. La otra es usando vendas como se ve en la imagen, haciendo las veces de franela o chaleco. El veterinario podrá explicarte las ventajas del uso de estos métodos.

El Chaleco Antiansiedad

Recuerda que hasta un perro que normalmente sea tranquilo y obediente se puede asustar por el gran ruido que provocan los fuegos artificiales. No esperes a última hora a que llegue el 24 y el 31 de diciembre para tomar medidas, planifica desde ahora lo que puedes hacer.

Si necesitas consejos sobre cómo ayudar a tu perro con los fuegos artificiales, cuidar tus mascotas en Navidad, o se te presenta alguna emergencia, en Agromédica Veterinaria estamos en capacidad de asistirte, estamos en: